Saltar al contenido

Carreteras hechas con toneladas de material plástico reciclado

febrero 15, 2019

Las carreteras ya no tienen porqué ser de asfalto. También pueden estar hechas a partir de plástico reciclado. Un buen ejemplo de ello lo tenemos en Alcalá de Henares (Madrid).

Las carreteras de plástico son una estructura de carretera prefabricada, modular y hueca basada en plásticos (reciclados). La producción prefabricada, el peso ligero y el diseño modular hacen que la construcción y el mantenimiento sean más rápidos, más simples y más eficientes en comparación con las estructuras viales tradicionales.

Se trata, pues, de un producto completamente circular que se basa en plásticos reciclados. Tiene una huella de carbono significativamente menor que las estructuras viales tradicionales gracias a la mayor vida útil y la reducción de los movimientos de transporte involucrados en su construcción.

carreteras plástico reciclado

Dos kilómetros de plástico reciclado

Son varios los países que han puesto en marcha iniciativas para asfaltar las carreteras con este material plástico reciclado. En el nuestro lo podemos encontrar en el acceso a Alcalá de Henares desde la carretera M-300.

Para la construcción de este tramo se utilizó un material procedente del reciclado de plásticos y caucho de neumáticos. A lo largo de dos kilómetros del trazado se han extendido cuatro tipos de mezclas asfálticas modificadas con diferentes tipos de residuos. Perchas de poliestireno, tapones de polipropileno, envases de polietileno y polvo de caucho procedente de neumáticos fuera de uso. Son algunos de los productos utilizados para la construcción de esta vía.  Para los dos kilómetros de carretera asfaltada se han utilizado un total de 20 toneladas de residuos con la consiguiente reducción en la utilización de polímeros vírgenes.

Cabe señalar que no vale cualquier tipo de plástico para la elaboración de carreteras. Aunque el uso de plástico reciclado para la construcción de carreteras pueda sonar simple, requiere un proceso complejo para crear el material correcto. Hay que tener en cuenta que hay muchos tipos diferentes de plásticos y su comportamiento es diferente cuando se mezcla con otros materiales. Por eso, hay que escoger muy bien aquellos que se van a utilizar para que la mezcla sea consistente y duradera.

De momento, este tipo de carreteras son minoritarias. En el caso de España, por ejemplo, se trataba de un proyecto de investigación financiado con fondos europeos cuyo objetivo es desarrollar nuevos materiales de construcción mediante el reciclado de materiales usados y comprobar su efectividad en entornos reales. El objetivo es comprobar si la vida útil prevista de este tipo de carreteras es óptima y si se consiguen otros beneficios adicionales en la mejora del medio ambiente.